Vamos a la cocina

Vamos a la cocina

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Noticias

Si hay una cosa que ha rescatado el confinamiento de nuestros quehaceres, ha sido el poder dedicarle tiempo a la cocina. Para unos ha sido un placer, para otros una auténtica aventura, pero, en cualquier caso, una manera de mantenernos activos. Además, una forma de comer más sano, implicar a los peques y redescubrir ese espacio de la casa al que habitualmente le dedicamos el tiempo justo. Vamos a la cocina.

No todas las cocinas son grandes, espaciosas, con ventanales o perfectamente equipadas. La cocina es el lugar de la casa que, salvo que hayamos concretado un cambio para ella, viene definido en estilo y distribución por el constructor. Al igual que sucede con el cuarto de baño. Pero cuando llega el momento de rehabilitarla, es cuando entra en juego nuestro savoir faire.

Al igual que pasa con el resto de la casa, hay que tener en cuenta el espacio del que disponemos. Si tenemos poco sitio para ella, hay que huir de los colores oscuros y aprovechar el espacio al máximo para los armarios. Buscar los puntos de luz óptimos que necesitamos le darán una sensación de amplitud. Iluminar la zona de trabajo crea, además, un entorno cómodo y acogedor.

Es importante que la despensa, la zona de fuegos y la zona del fregadero queden cerca. De esta forma obtendremos un triángulo perfecto para trabajar sin tener que desplazarnos demasiado. Una barra es una estupenda idea para los desayunos rápidos o las comidas exprés. La podemos integrar en la pared o bien en una isla central. Aunque un office sigue siendo caballo ganador, por su funcionalidad y su forma de aunar el comedor y la cocina.

Para darle un toque de color, existen grandes ideas, como los azulejos, las baldosas o los revestimientos porcelánicos. En el antepecho de la zona de trabajo, además, protegerán la pared de salpicaduras y humedades. Para las encimeras, el mármol, el granito o el Silestone son las mejores opciones por su resistencia. Buscar una bonita combinación con los colores de los armarios creará un ambiente cuidado.

Por último, los electrodomésticos. No debemos olvidar el ahorro energético y buscar siempre los que mejor cumplan este requisito, tanto para el cuidado medioambiental como para nuestro bolsillo.

Ahora que el COVID-19 comienza a darnos un respiro, puede ser el momento de hacer planes para esa cocina que tantos momentos familiares ha acogido estas semanas. Sigamos disfrutando de ella.

Te recomendamos nuestros post:

Los héroes del COVID-19

Llega el buen tiempo