Contrastes y colores
Funda nórdica Amore colección 2019-2020

Contrastes y colores

Estamos a punto de terminar el año para darle la bienvenida al 2020. Ya hemos empezado a curiosear entre las nuevas tendencias, que vuelven marcadas por lo natural y lo sostenible. Pensamos en los estilos, que apuestan por los espacios equilibrados y luz en abundancia. Pensamos en los colores, que tienen su protagonismo en los tonos verdes, tierras, azules, rosados o grises. Y es que la decoración es un mundo de contrastes y en eso los colores tienen mucho que ver. Hay que pensar en cómo vamos a usar los tonos claros y los oscuros para encontrar el tándem perfecto. Hoy hablaremos de colores oscuros.

Si hay un color que promete dar mucho de qué hablar este próximo año, ese es el naranja en cualquiera de sus versiones. Será el complemento perfecto si aplicamos la dosis justa en un ambiente de colores neutros, apoyándose en un amarillo o incluso extendiéndose a los primeros cambios de la gama de los colores verdosos.

Los espacios concebidos utilizando una misma línea cromática permiten jugar con las distintas tonalidades de un color. Aquí es donde los contrastes de los colores oscuros toman la delantera. Si nos inclinamos por los tonos rosados o los grises, podemos buscar el acento de un azul oscuro, que aportará elegancia y profundidad. Así nació nuestra funda nórdica Amore.

Pero si lo nuestro son los verdes y los homenajes a la naturaleza, nos iremos a los contrastes del beig con el marrón oscuro o el color verde oliva, dejando una puerta abierta a la versatilidad de la gama del coral hacia los tonos tierra.

Crear armonía en una estancia y encontrar el estilo que encaje con nosotros no es siempre tarea fácil. Escoger el color adecuado para optimizar la luz natural y engrandecer pequeños espacios es clave. Por eso debemos pensar siempre en la combinación perfecta entre los colores claros y los oscuros. Entre el equilibro y los contrastes.

Te recomendamos nuestro post:

La calidez del frío invierno

Deja un comentario

Cerrar